lunes, 6 de febrero de 2017

Al director musical... por @MiguelGRizo



Hace unos días en una entrevista para la prensa morada el director musical de una famosa agrupación de Sevilla tuvo un desafortunado comentario, el cual cito textualmente: “No es normal, con todos mis respetos, que la Banda del Sol tenga siete hermandades, y Redención y nosotros sólo tres. Ahora se valora el amiguismo y otro tipo de cosas. Todo viene de una mala prensa que se hizo en su momento”.

¿De verdad es necesario intentar pisotear el prestigio y el buen hacer de una banda (de otra modalidad incluso) para dar pena?

No poseo antecedentes defensores de esta banda, pero si el SôL tiene ese número de contratos será por su forma de trabajar y por su estilo. ¿Qué ha pasado por unos malos años o ha tenido un bajón? Por supuesto, ¿Qué banda no lo ha tenido?, lo que pasa es que sus relaciones con las Hermandades con las que tiene contrato es fiel, y además probablemente sana.

En estos más de 40 años de historia de El SôL han contribuido por recuperar viejas tradiciones centenarias de Sevilla que se habían perdido, algo que ya de por sí es admirable. Por no hablar de si han tenido que perder la dignidad para mantener un contrato o bajarse los pantalones o dedicar un disco a una Hermandad, cosa que la banda de la cual eres director musical conoce y sabe hacer muy bien. Por lo que tendríais que replantearos varias cosas.

Si eres un poco inteligente, mirarías el número de pasos o misterios de Cristo que llevan banda de cornetas y/o agrupación. Ya te facilito yo las cifras:
30 pasos de Cristo llevan banda de cornetas y tambores y 10 agrupaciones.

Probablemente los músicos y sus dirigentes deberían invertir sus empeños y esfuerzos en ir más a los ensayos, ensayar más, practicar más para sonar mejor, y hablar menos. Sonando mejor se obtienen mejores contratos. No echemos las culpas a las “campañitas” de los medios.

Seguid así de gamberros, que a ver que Hermandad os defiende.